Bacteria logra sobrevivir un año en el espacio

Científicos de la Universidad de Viena estudian una bacteria llamada Deinococcus radiodurans que logró sobrevivir a las adversidades de la Estación Espacial Internacional (ISS). Los investigadores ahora examinarán dicho microorganismo para saber cómo logró mantenerse con vida por un año.

La investigación Tanpopo publicada en la revista Microbiome descubrió que colonias de microorganismos eran capaces de sobrevivir en un ambiente inhóspito. Ahora, los científicos dirigidos por la Dra. Tetyana Milojevic mostraron cómo es posible que las bacterias se adapten al espacio.Científicos analizan bacteria

En el estudio, se recuperaron muestras de la Deinococcus radiodurans que fue capaz de soportar las condiciones extremas de la Estación Espacial Internacional. El microorganismo se mantuvo en el espacio exterior durante un año y los investigadores descubrieron que no sufrió daño morfológico.

“Los resultados sugieren que la supervivencia de D. radiodurans en la órbita terrestre baja) durante un período más largo es posible debido a su eficiente sistema de respuesta molecular e indican que se pueden lograr viajes aún más largos y lejanos para organismos con tales capacidades”, dice Milojevic.

La bacteria estuvo en contacto con radiación ultravioleta, exposición al vacío, cambios de temperatura, congelación y microgravedad en la órbita terrestre baja. La Deinococcus radiodurans posee propiedades que le permitieron alterarse genéticamente para reparar sus moléculas.

La misión Tampopo se inició en 2015 y finalizó en febrero de 2018 dentro de la Unidad del Módulo Experimental Japonés de la ISS. Los resultados de la investigación permitirán a los científicos desarrollar nuevas técnicas de esterilización para próximas misiones espaciales.